Menú Cerrar

La Iglesia no es un Edificio

La iglesia no es un edificio. La iglesia no es un evento que tiene lugar los domingos. Lo sé, es como lo pensamos. «Voy al primer bautista». «Somos miembros de San Lucas». «¿Es hora de ir a la iglesia?» Para nuestra sorpresa, no es así como la Biblia usa el término. De ningún modo. Cuando la Escritura habla de la iglesia, significa comunidad. Las pequeñas hermandades del corazón que son puestos avanzados del reino. Una vida compartida. Adoran juntos, comen juntos, oran los unos por los otros, van juntos en búsqueda. Salen juntos, en las casas del otro. Cuando Pedro salió de la cárcel, «fue a la casa de María, la madre de Juan … donde muchas personas se habían reunido y estaban orando» (Hechos 12:12).

Cada vez que un ejército va a la guerra o una expedición sale al campo, se divide en pequeños pelotones y escuadrones. Y cada crónica de guerra o búsqueda te dirá que los hombres y mujeres que lucharon con tanto valor lucharon el uno por el otro. Ahí es donde tienen lugar los actos de heroísmo y sacrificio, porque ahí es donde está la devoción. Simplemente no puedes estar dedicado a una masa de personas; La devoción se lleva a cabo en pequeñas unidades, al igual que una familia.

Hemos dejado de ser una organización; en cambio, somos un organismo, una asociación viva y espontánea de individuos que se conocen íntimamente, se cuidan profundamente y sienten una especie de respeto mutuo que hace que las reglas y los estatutos no sean necesarios. Un grupo tiene el tamaño correcto, supongo, cuando cada miembro puede orar por cada otro miembro, individualmente y por nombre.

Esta es la sabiduría del hermano Andrew, que contrabandeaba biblias a países comunistas durante décadas. Es el modelo, francamente, de la iglesia en casi todos los países, excepto en los EE. UU. Ahora, no estoy sugiriendo que no hagas lo que sea que hagas los domingos por la mañana. Simplemente te estoy ayudando a aceptar la realidad: que hagas lo que hagas, debes tener una pequeña comunidad para caminar contigo y pelear contigo y vendar tus heridas. Esto es esencial.

El Despertar de los Muertos (eBook)

Hay una gloria en la vida, que la mayoría de las personas, incluyendo los creyentes, nunca ven. En este libro nuevo y revelador, John Eldredge presenta al corazón como el centro de la vida…

Categoría: Etiquetas: ,

Descripción

Hay una gloria en la vida, que la mayoría de las personas, incluyendo los creyentes, nunca ven. En este libro nuevo y revelador, John Eldredge presenta al corazón como el centro de la vida. Construyendo sobre estas verdades fundamentales, Eldredge muestra a los lectores por qué el verdadero cristianismo es un proceso de restauración.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “El Despertar de los Muertos (eBook)”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos Relacionados

Deja un Comentario